miércoles, 29 de enero de 2014

Centrate ...

 
Las presiones, los desencuentros generan un estado de desgano,
falta de entusiasmo y desánimo.
Lo importante es entender que esas situaciones forman parte de nuestra naturaleza, como también aprender a aceptar lo que nos toca, reflexionando  y tomando un tiempo para analizar  sin tomar decisiones impulsivamente.
¡¡ Es fundamental la fortaleza espiritual !!. 
Lo principal para poder pasar por estos obstáculos, es fortaleza en el alma.
 Es necesario hacer un esfuerzo para cambiar los pensamientos negativos por otros positivos, así llegará un punto en el que nuestra mente se adaptará a ese optimismo y nuestro cuerpo captará también ese mensaje favoreciendo nuestro bienestar.
 
 

Hemos olvidado maravillarnos ante espectáculos tan bellos como una arco iris,
la luna llena, un paisaje  o un atardecer,
todo eso y más son cosas que pasamos por alto,
no alzamos la mirada ni un instante para contemplar y MARAVILLARNOS con la vida.
¿Será que nos hemos vuelto tan autómatas, que ya nada nos sorprende o maravilla?
 
Deberíamos aprender de l@s niñ@s que en su afán de andar descubriendo todo,
se sorprenden con cualquier cosa que ven,
les hace gracia un pajarito, hasta un ciempiés, la inmensidad del cosmos, de una planta multicolor llena de flores o hasta de una hormiguita.
¡Maravillarte de lo cotidiano de la vida!
Como decía El Principito:
 “lo esencial es invisible a los ojos”.
 
Besos en cada cachete Marga.
 
 
Soñaba con ser vieja para tener tiempo para muchas cosas.
No quería ser joven, porque perdía el tiempo en amar solamente.
Ahora pierdo más tiempo que nunca en amar,
porque todo lo que hago lo hago doblemente.
Silvina Ocampo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada